12 jul. 2016

Cineclub "Un mundo dentro del mundo" - 12 de Julio - Harold and Maude, Hal Ashby, 1971


Harold y Maude es una película dirigida por el director de cine Hal Ashby. En 1971, recién estrenado el film, provocó el horror de algunos críticos, así como la incomprensión y desprecio de parte del público. Transcurridas varias décadas, la película, lejos de haber quedado olvidada, ha generado un fervoroso culto. Harold (Bud Cort) es un jovencito de familia rica obsesionado con la muerte, hasta el punto de fingir una y otra vez actos suicidas. También visita los entierros de desconocidos, donde se muestra morbosamente satisfecho ante la contemplación de la muerte de otros. En uno de esos entierros conoce a Maude (Ruth Gordon), una anciana subversiva que sólo ve motivos para vivir plenamente la vida. 
Con esta película del todo innovadora y original, cerramos el segundo ciclo de “Los Cuatro Temperamentos". El humor negro e irreverente de esta película escapa del estereotipo de la comedia romántica.
Entre los muchos temas que trata la película, es de destacar la antagónica personalidad de los protagonistas, que les hará unirse. A medida que avanza la película veremos cómo Maude, a través de sus conversaciones con el joven Harold, irá insuflándole la importancia de buscar, experimentar, arriesgar y saltarse las normas para encontrar la felicidad "aspira a superar la moralidad: si aplicas eso a la vida, la disfrutarás mucho". También, le muestra la necesidad y casi obligación, de ser uno mismo para ser feliz, en contraposición a las pautas, normas y restricciones que nos imponen la familia, sociedad, religión y el estado. Además, el film nos muestra el amor como una forma de romper esquemas y convenciones establecidas, superando diferencias de edad, de clases sociales y de planteamientos vitales.
Al mismo tiempo, a lo largo de todo el metraje, sus diálogos reflejan la época en la que se enmarca la historia, mostrándonos un período de grandes convulsiones cargado de fuertes movimientos por los derechos civiles en EE.UU. Así, 40 años después, Harold y Maude, resulta tan transgresora como antaño, conservando sus propuestas sobre el amor, la muerte y el control social , manteniendo en nuestros días su vigencia y atrevida frescura.

Aprovechamos para agradecer a todos los cinéticos la gran acogida de este ciclo. Ya estamos preparando el próximo.
Sin más, nos vemos esta tarde, fresquitos, en el salón de actos del Palacio Villena, a las 19h.
Os esperamos.